La diputada provincial por el Frente de Todos, Valeria Arata, se refirió al proyecto de la Provincia de Buenos Aires que declara el estado de emergencia sanitaria de los establecimientos geriátricos, de gestión pública y privada.

"Es un proyecto necesario para darle un marco a la situación que atraviesan estos establecimientos, dónde las dificultades que enfrentan si toman contacto con el virus son muy altas, y el hecho de contar con la reglamentación y las normas pertinentes es la mejor manera de cuidar a los adultos mayores que viven allí", aseguró Arata.

Y prosiguió: "Será un trabajo en conjunto entre el Ministerio de Salud, el Poder Ejecutivo y los Municipios, quienes deberán iniciar un proceso de empadronamiento, relevamiento y fiscalización complementario de los establecimientos geriátricos, regularizando de forma progresiva todos aquellos que no cuenten con habilitación vigente, teniendo siempre en consideración el esencial y superior interés por el bienestar de sus residentes".

Además, Arata destacó que "cabe destacar que el Ministerio de Salud podrá permitir el funcionamiento excepcional, precario y transitorio, de los establecimientos que cumplan los siguientes requisitos mínimos: capacidad ocupacional, higiene, alimentación, personal, normas de seguridad, protocolos sanitarios e historia clínica de cada albergado".

"La ley prevé dispositivos y herramientas para que el estado en todos sus niveles pueda desarrollar acciones que permitan la prevención y contención de posibles dificultades sanitarias. Además, se crea un programa con presupuesto propio para subsidiar el fortalecimiento y desarrollo de los establecimientos geriátrico", informó Valeria Arata.

Por último, dijo que "el Estado Provincial se muestra presente y dando respuestas a las dificultades a las que nos enfrenta esta pandemia, priorizando y protegiendo la salud de todos".